La firma consigue colocar sus productos en las grandes superficies de esta firma en la provincia. Ya están presentes en Carrefour y en Covirán.

 

La Conservera de Tarifa ha dado un paso más para acercarse a sus clientes a través de las grandes superficies, gracias al acuerdo alcanzado con Alcampo.

Todo un «éxito», explica el director comercial de la firma, José Manuel Morales, fruto de una estrategia en la que perseverarán. Las conservas de caballa y melva y la edición vintage estarán disponibles en dos supermercados de Alcampo en Sevilla y dos en Cádiz (uno en Sanlúcar y el otro en Jerez). El próximo paso, explica, será llevarlas a establecimientos de esta cadena en las provincias de Málaga, Granada y Almería.

Las conservas gaditanas ya están disponible en otras grandes superficies, como las de Carrefour en Andalucía, donde una de sus conservas -la de huevas de caballa- es líder de ventas en su sector. El próximo reto será llegar a los hipermercados de Carrefour de Extremadura. También se pueden encontrar las conservas actualmente en Covirán, mientras avanzan las negociaciones para llegar también a los establecimientos del Grupo Hermanos Martínez (los Mas).

José Manuel Morales, director comecial y marketing de Conservera de Tarifa, con una gama de productos de la firma. Foto: Cedida por Conservera de Tarifa

Un poco de historia

La Conservera de Tarifa comenzó a funcionar en 2008 cuando se unieron cuatro fábricas para elaborar su producción en unas mismas dependencias. Así, el grupo surge de la fusión de La Tarifeña, Piñero y Díaz, Marina Real y Virgen del Carmen, firmas de un gran prestigio.

Pese a la cantidad de pescado que manejan cada día, esta empresa no renuncia a la elaboración por medios artesanales, que se ha convertido en una de sus señas de identidad. Puedes leer un reportaje más amplio sobre la conservera y cómo elabora sus productos a través de este enlace.

Más información sobre la empresa aquí.

Pinchar para disfrutar del chuletón de buey gaditano