En un mes, el aspecto del veterano establecimiento ha cambiado por completo. La terraza, ahora más integrada con el salón, permite disfrutar de las vistas.

 

El 11 de mayo de 1992 se inauguraba el primer gran centro comercial andaluz, el Bahía Sur de San Fernando. Allí estaba ya, en la zona de restauración, el Fogón de Mariana; de hecho, dos años después se inauguró otro Fogón en el mismo centro, aunque en la zona de entrada. Pero ahora el protagonista es el treintañero, que se ha transformado tras un mes de reforma.

Ahora es la cámara de maduración -situada antes en el fondo- la que da la bienvenida exponiendo el emblema de la casa: las carnes. Black Angus, Vaca gallega, ternera de La Janda… Para probar sus chuletones hay ambientes variados. Se puede optar por las mesas altas que están junto a la barra. También se puede comer en el reservado, para unas ocho ó diez personas. O escoger entre los diferentes ambientes de mesas bajas que se han creado, compartimentados con cristales y estanterías al aire que dividen los espacios pero permiten que la mirada llegue hasta el fondo del local.

La terraza del Fogón de Mariana en Bahía Sur. Imagen cedida.

En el fondo está uno de los espacios más apetecibles: la terraza. Antes estaba separada del resto del salón por un cristal. Ahora hay paneles de cristal correderos que permiten unir ambos espacios por completo. El cristal que mira hacia el exterior se ha elevado, de forma que se pueda disfrutar mejor de las vistas hacia la Bahía. Este espacio, con capacidad para unas 80 personas, abrirá cuando llegue el buen tiempo toda la tarde para tomar un café o una copa mientras se contempla la puesta de sol.

El diseño es de una empresa isleña, Suraña Arquitectos, y juega con grandes lámparas, el color cálido de la madera y el azul que se ha convertido en el color corporativo del Fogón de Mariana.

Lo que no ha cambiado tras esta reforma es la carta ni los precios. En el establecimiento del área de restauración de Bahía Sur está la misma carta que en los otros restaurantes de este grupo gaditano. Además, la reapertura llega con una promoción, disponible hasta el 15 de abril: una botella de vino Don Jacobo Crianza de regalo por cada chuletón de un kilo.

La promoción con la que se abre el establecimiento.

El de Bahía Sur no es el primer establecimiento de la firma en renovarse. El de la calle Brasil, en Cádiz, se modernizó totalmente en 2020. Pocos meses antes, habían transformado y reabierto Puntaparrilla, también en la capital gaditana.

Más información sobre Fogón de Mariana, aquí.

Pinchar para disfrutar del chuletón de buey gaditano
Pulsa aquí para suscribirte a Cosasdecome Cádiz