El establecimiento, que cuenta con una gran terraza con vistas a la Bahía, retoma la actividad de manos de German Lloret, propietario de Mamá Margarita en el barrio de La Laguna.

 

El bar del Club Náutico Alcázar del barrio de Puntales de Cádiz ha abierto sus puertas transformado en El Rincón de Silvia. Lo hace de manos de German Lloret, con tres décadas de experiencia en la hostería y que gestiona también, desde hace tres años, el establecimiento Mamá Margarita en el barrio de La Laguna.

El restaurante del club, según explica, se ha sometido a una remodelación antes de la apertura. Se ha ampliado la zona cubierta de la gran terraza -la capacidad del conjunto es de 60 mesas a pleno rendimiento- y se ha mejorado el interior. Los comensales disfrutarán ahora de las vistas al mar y de una zona chill out donde disfrutar de una oferta gastronómica «gaditana», según explica. El establecimiento abre para desayunos y almuerzos, y en cuanto se pueda también para cenas y copas. Hay menú del día por nueve euros, y una carta de tapas en la que no faltan los pescados, que siempre han sido el fuerte de este establecimiento, además de algunas carnes, montaditos, revueltos, arroces… también hay un menú infantil.

La idea, indica Lloret, es ofrecer «precios razonables y justos» a los clientes que se acerquen a este establecimiento con vistas a la Bahía de Cádiz.

El Rincón de Silvia está en el Paseo de la Bahía sin número. El teléfono es el 626506459.

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome