Los mercados municipales de Cádiz y el de Triana en Sevilla se integran en una nueva plataforma que persigue dar más peso al sector.

 

La idea empezó a acuñarse en un encuentro de Mercados en Canarias donde acudían representantes de Barcelona, Madrid y Valencia, aunque tomó forma en un encuentro celebrado el pasado mes de octubre en Barcelona donde ya estaba Cádiz. Ahora, el organismo con el que los mercados tradicionales pretenden tomar fuerza e impulso para competir ya está creado oficialmente y cuenta con estatutos.

La pasada semana, los primeros integrantes del organismo se reunieron en Madrid para constituir oficialmente la Plataforma de Mercados Tradicionales de España. El encuentro contó con la asistencia del Mercado Central de Cádiz; Triana de Sevilla; Nuestra Señora de África de Tenerife; Puerto de Las Palmas de Gran Canaria; La Boquería de Barcelona; Central de Valencia; la Praza de Abastos de Orense; Chamartín y La Paz de Madrid y de Abastos de Vitoria y de la Ribera de Bilbao.

Foto de familia de los detallistas reunidos en Madrid. Foto de la plataforma.

Paco Álvarez es presidente de Asodemer, la asociación de detallistas de los mercados municipales de Cádiz (el Central y el Virgen del Rosario). Estuvo presente en el encuentro, y explica qué implica estar dentro de esta plataforma. Se trata de poner en común problemas y también soluciones, compartir ideas que puedan beneficiar a los mercados. Pero también de convertirse en un interlocutor fuerte que pueda llamar a las puertas de las administraciones públicas para reclamar que la competencia de las grandes superficies sea más justa, porque piensan que ahora juegan con ventaja. Por ejemplo: algunas de estas grandes superficies están comprando directamente el pescado a los barcos, con lo que se saltarían intermediarios que encarecen el producto y que los mercados no pueden evitar, explica.

La unión también hará la fuerza, esperan, a la hora de pedir ayudas, bien sea económicas o en forma de campaña publicitaria.

El crecimiento

La plataforma nace con las plazas que estuvieron en Madrid y federaciones de empresarios de mercados de ámbitos local y autonómico. Ahora, el proyecto quiere crecer, y para ello sumará más mercados en toda España. Los requisitos es que los equipamientos dependan de una administración pública, y que esté representada por una asociación debidamente registrada. En Andalucía, Asodemer ha asumido la labor de propagar la idea por los mercados, y ya ha tenido conversaciones con algunos de la provincia y de Sevilla. El de Sanlúcar, explica, se ha mostrado muy receptivo a la idea.