El establecimiento se ha sometido a una reforma tras lo que reabre con novedades que van de la decoración a la oferta gastronómica.

 

Ramé de El Puerto abrió el 29 de junio de manos de los socios Javier Navarro, Omar Souyah y Mauro Albadalejo, y en octubre han decidido cerrar un par de semanas para hacer unas cuantas reformas en el establecimiento. Ahora, han vuelto a abrir y ya se puede ver el resultado de estas obras.

Para empezar, han creado en una de las salas una bodega para las 400 referencias de vinos que ofrecen. Explica Albadalejo que cuentan con una variedad entre la que no faltan los vinos elaborados por pequeños productores y que, aunque desde que abrieron ha apostado por los vinos, hasta ahora no tenían un bodega física.

Otro de los cambios que notarán los clientes es que han abierto un pasa platos en la sala que está pegada a la cocina para agilizar el servicio. También han cambiado la exposición de arte, que sigue siendo del mismo colectivo que antes: el hervidero.

Con respecto a la oferta gastronómica, han reabierto con novedades, como el steak tartar que se emplata en sala, unas navajas maceradas con escabeche de cream, alioli y polvo de avellana o la Codorniz con una ensalada de verduras de Cultivos Desterrados de Sanlúcar, escabechada en oloroso. Destaca Albadalejo entre los fuera de carta las zamburiñas negras gallegas.

Más información sobre Restaurante Ramé aquí.

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome