El establecimiento quiere potenciar sus almuerzos y dejará de ser trattoría, aunque continúa sirviendo sus pizzas.

 

La familia Pérez Rubio, los propietarios del restaurante La Fontanilla, abrieron hace dos años La Fontana Trattoria cerca de la playa. Las pizzas, con masa propia y mucho producto de Conil, eran el principal reclamo del establecimiento, un reclamo que consiguió atraer al público, pero más para cenas que para almuerzos.

Así que, de cara a la reapertura este fin de semana (el viernes 30 de abril) se han planteado como reto hacer más atractivos sus almuerzos. Así, las pizzas y las pastas convivirán ahora con carnes de calidad, o platos elaborados con atún, como el poke o el taco mejicano. Se trata, indican desde el establecimiento, de realizar platos internaciones con ingredientes de aquí. El restaurante abrirá con una carta más amplia que atraerá, esperan, a mayor variedad de público.

Aunque la comida italiana no se perderá, ya no tendrá tanto protagonismo; de hecho, uno de los cambios es que el local dejará de denominarse trattoria. Tienes más información sobre este establecimiento aquí.

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome