El bar El Cuco de Jerez ofrece cada día más de 20 especialidades diferentes de fritura. Recorren a diario 3 pescaderías para llenar su vitrina…para acompañar los picos del horno de la calle Caldereros… no te digo ná

 

Jose Carlos Corrales recorre al día, acompañado de su padre, hasta 3 pescaderías de Jerez: la de Méndez, la de Chulián y la de Jesús Cuevas. «Compramos poquito de cada cosa, para que no sobre, y sólo de lo que vemos bueno. Los pescaderos ya nos conocen». El objetivo que los seis días que está abierto El Cuco, las vitrinas luzcan más de una veintena de especialidades diferentes.

Nos pedimos un surtidito que, aunque no viene en carta, te lo preparan sin problemas y, además, sin meterte el clavazo. 12 euros, nos salió. Te preguntan incluso que quieres que le pongan, pero nosotros preferimos que eligieran ellos y nos llegaron unas huevas de pescadilla partidas en trozos, algún calamar, algún trozo de choquito, unos boquerones de carne blanca como una sabana recien estrenada, unos salmonetitos jugositos, una pijota de sabor fino y un par de acedías de esas «obesas» que son de cuerpo gordito e interior jugoso…como si hubieran asistido a un convite la noche antes de ser capturadas.  Para el final me dejo unos taquitos de cazón de esos bien condimentados, con un sutil perfume a vinagre y el pescado jugoso…

Cuando en un sitio te ponen como acompañamiento los picos del horno de Bazán de la calle Caldereros de Jerez ya tu sabes que allí puede ocurrir algo grande…y ocurrió. El Cuco es un bar pequeño. Barra en forma de L y 6 mesas, todas con mantel blanco por lo alto. Todo está no limpio, sino brillante y las vitrinas donde se expone el pescado está refrigerada. Todos los pescados están ya esvicerados y el cocinero, Victor Corrales, sale a recoger la mercancía cada vez que le hacen un pedido.

Comedor del bar El Cuco de Jerez. Foto: Cosasdecome

Victor y José Carlos llevan mascarilla, de color negro, como manda la «nueva nornalidad» al igual que Eugenia Romero Florido, esposa de José Carlos y copropietaria del establecimiento.

Admiten reservas y creo que es lo mejor dadas las dimensiones del local. Fuera hay también una pequeña terraza, también con las mesas vestidas.

Eugenia Romero Florido junto a los hermanos Corrales García, Victor y José Carlos. Foto: Cosasdecome

El sitio fue remodelado en el año 2012 y le dieron un toque elegante con el logotipo puesto en la parte baja del mostrador. Las servilletas también lo lucen.

Pero si está limpio el local, no se quedan atrás la limpieza de las frituras, todas de rubito clarito, de esa que dicen que cambian el aceite a menudo. Lo confirma José Carlos Corrales, que comenzó a ayudar a su padre en cuanto salió de la mili. «Utilizamos aceite altoleico que es el que mejor tolera las altas temperaturas y cada semana pasan a recogernos 25 litros de aceite para reciclar lo que os puede dar una idea de lo que lo cambiamos».

La tradición pescaera de los Corrales la inició Domingo Corrales allá por 1991. Todavía acompaña a su hijo en su peregrinar por las tres pescaderías jerezanas. «Preferimos comprar así porque en la lonja hay que comprar más cantidad y no tendriamos el pescado tan fresco.». Todo procede de estas tres pescaderías excepto algo de pescado y marisco que viene de Galicia.

La lista es larga y no faltan ninguno de los clásicos de las freidurías, además de algún pescado de roca como doradas o lubinas. También preparan el pescado a plancha como chipirones, calamares, chocos y lomos de dorada, lubina o corvina.

Hay también almejas y suelen tener gambas, langostinos o cañaillas cocidas. Luego algún aliño como la ensaladilla de gambas, ensalada o champiñones y poco más.

Entre las frituras destaca también una especialidad muy jerezana, la de el gallo, partido en tiras y hecho simplemente frito o empanado (más info sobre el gallo frito, aquí).

Muchos de los pescados se pueden pedir por medias raciones cuyo precio oscila entre los 7,50 y los 8,50 euros y entre los pescados a la plancha lo más caro es la corvina que sale a 18 euros la ración.

Horarios, localización, teléfono y más datos de El Cuco, aquí.

…Y además

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome