David Fierro, que ha sorprendido en los últimos tiempos con creaciones como las palmeras atorrijadas, es un pastelero precoz que esperó impaciente a tener la edad mínima para matricularse en la Escuela de Hostelería.

David Fierro es de esa gente que siempre ha tenido claro a qué ha querido dedicarse: a la pastelería. Siempre quiso tener un obrador propio, así que siendo todavía un chiquillo se enteró de la edad mínima para entrar en la Escuela de Hostelería y a los 16 ya estaba echando la matrícula. Estudio hasta el grado superior de cocina y repostería y terminó de formarse en el Sant Remy de Barcelona, en Jaén.

Con este curriculum no le faltaron oportunidades: ya de vuelta estuvo trabajando en varios sitios, en los últimos años en el Hotel Playa Victoria. Hasta que, a principios de 2017, cumplió el sueño de su infancia con la inauguración de su propio obrador. Está en Puerto Real, donde junto con otros dos compañeros (en la imagen aparece con uno de ellos, Adolfo, que está a su izquierda) se aseguran de que tartas y dulces lleguen puntuales a diferentes establecimientos a los que distribuyen. De momento, el Obrador Fierro no tiene tienda propia, sino que trabaja para tiendas, aunque los particulares también pueden realizar encargos.

No todo ha sido dulce en el primera año de andadura: arrancar un negocio no es fácil y menos cuando prácticamente se empieza de la nada y el primer desafío es darse a conocer. Pero parece que en 2018 está recogiendo los frutos de un trabajo “bueno y constante”. “El boca a boca y la calidad del producto” hacen que su negocio esté arrancando. También las redes sociales. Pero hay una creación que le ha ayudado a darse a conocer, y han sido unas originales palmeras con sabor a torrija y un penitente que elaboró para la Semana Santa y llamaron poderosamente la atención (más sobre este tema aquí).

Ahora, David hace planes desde su obrador: nuevos productos, colaboración con otros productores… Mientras, elabora las tartas, postres, bandejas para eventos… intentando siempre dar un toque diferente a sus creaciones.

Tarta de primavera, una de las creaciones de Fierro. Foto cedida por el establecimiento.

Tarta de primavera, una de las creaciones de Fierro. Foto cedida por el establecimiento.

Más sobre el Obrador Fierro, aquí.