Una vez finalizada su travesía de más de cinco meses a bordo del buque Juan Sebastián El Cano para conmemorar la primera circunnavegación de Magallanes-ElCano.

 

El pasado 11 de agosto el Buque Escuela de la Armada ‘Juan Sebastián de Elcano’ regresaba a Cádiz tras más de cinco meses de navegación. Con él también lo hacían las dos botas del vino XC Palo Cortado “de ida y vuelta” que las bodegas González Byass embarcaron en este 90º crucero de instrucción para conmemorar la primera circunnavegación de Magallanes-ElCano hace 500 años.

Mauricio González-Gordon, presidente de González Byass; Antonio Flores, enólogo y master vender de González Byas; Joan Roca, chef del Celler de Can Roca y Juan Ruiz, jefe de sala y sumiller de Aponiente estuvieron presentes en la llegada de este Buque Escuela. Un momento que las bodegas jerezanas consideran “único”, al rememorar la tradición de los llamados vinos de ida y vuelta.

Se trata de una costumbre que consistía en el envío de botas a navegar por el mundo para lograr un Jerez único y de mayor calidad. Estos vinos fueron muy populares en el comercio de ultramar llegando a quintuplicar su precio al regresar a Cádiz. Según González Byas,” la notable mejora en sus cualidades organolépticas y singularidad, se debía a factores como la temperatura, la presión y, sobre todo, el vaivén continuo de las olas del mar”. Como consta en el libro de bastimentos que se conserva en el Archivo de Indias, en la primera vuelta al mundo realizada por Magallanes–Elcano se embarcaron varias “botas” de Jerez siguiendo este procedimiento.

Desde González Byass definen a su XC Palo Cortado que ha viajado en buque Juan Sebastián ElCano como un vino fino y elegante, de color ambarino y tonos cobrizos ligeramente anaranjado. “En nariz es intenso, complejo, con notas yodadas y salinas, acetales y fina ebanistería. En boca es un auténtico cañón pleno de potencia, amplitud y persistencia, seco y muy equilibrado entre la acidez y el amargor, con un paso fino y directo”.
Una vez finalizada la travesía, el vino se ha convertido en una “joya de colección” y de esta forma será embotellado por González Byass.

LepantoyBota