La Línea quizás sea una de las localidades de la provincia de Cádiz con una gastronomía más rica y personal, con muchas historias, todas ellas apetitosas, con muchos nombres propios: africanos, japonesas, canapés, la molla, los volaores, el pulpo. Pero además de comer bien, es una ciudad para pasear, con mucho mar y con “propina” la de la visita a Gibraltar. Te invitamos a conocerlo todo en 12 horas muy bien aprovechadas. Así es la Línea de la Concepción, aunque también podría haberse llamado La Línea de la Disfrutación.

🕙 10:00 Desayuno… con africano

bolllo africano foto Cristina Sebastián

El africano. La foto es de Cristina Sebastián.

Decidirse por un desayuno en La Línea es complicado porque hay mucho y bueno, pero vale la pena comenzar con la primera historia de la visita, la del africano. Es un peculiar bocadillo que ponen para desayunar en el Bar Francis en el mercado de abastos, en la calle Aurora. Va calentito y lleva un filete de lomo de cerdo, mayonesa, cebolla frita y una mezcla de especias que es la clave y que aportaron un día unos senegaleses que desayunaban habitualmente en el establecimiento. Se puede pedir con “furruño” un toquecito picante.

🕚 11.00 El Mercado

Detalle de uno de los establecimientos nuevos del mercado. Foto: Cosasdecome.

El mercado de abastos de La Línea se construyó a finales del XIX. Ahora está en un momento de transición. Se están introduciendo nuevas actividades, como pequeñas tiendas gastronómicas donde se puede tomar una tapa. Además están los puestos de siempre, con especial atención a la zona del pescado. Pero vale la pena ver también el exterior, rodeado de puestos donde venden una gran variedad de productos.

🕛 12.00 Paseo por el centro

santuario847

El santuario. Foto del Ayuntamiento.

El centro de La Línea suele estar muy animado y vale la pena un paseo. En la oficina municipal de turismo, situada a la entrada de Gibraltar, organizan paseos que recorren lo más atractivo de las calles centrales. Vale la pena comenzar por la iglesia de La Concepción e ir recorriendo la zona. Interesante también el Museo Cruz Herrera (avenida de España), dedicado a un pintor linense que destacó, entre otras cosas, por sus retratos a mujeres.

🕐 13.00 Visita a Carlos y Eduardo

croqueta de jamon

La croqueta, en su jamonero. Foto de Cosasdecome

El paseo nos habrá abierto el apetito… bueno, en La Línea el apetito está abierto durante todo el día. La gastronomía y el humor están muy unidos en esta ciudad y buen ejemplo de ello es la croqueta de jamón que ponen en Casa Carlos y Eduardo, un bar situado en el mercado. Tienen unas famosas croquetas de jamón que sirven en un minúsculo artefacto, réplica de un jamonero. Ya puestos no está mal probar los callos de la casa.

🕑 14.00 La terraza de Barbas

El pulpo en flor de Barbas. Foto: Cosasdecome

El pulpo en flor de Barbas. Foto: Cosasdecome

Oficialmente el sitio se llama Barbas Drink & Foods. Está en la plaza Fariñas donde hay varios bares. Este quizás tenga la oferta más original. Es un sitio de comida innovadora y además permite probar la cerveza “Aguaviva” realizada en la localidad. Tienen un plato muy original, la flor de pulpo, que vale la pena probar disfrutando, como valor añadido, de su terraza.

Más sobre Barbas, aquí.

🕒 15.00 La hora del canapé

Canape foie

Canapé de foie, manzana y frambuesa de La Chimenea. Foto de Cosasdecome

El canapé es un peculiar bocado que sirven en La Línea y que es una especie de bocadillo pero con sólo la parte de abajo del pan, no se cubre el relleno. Quizás el sitio donde se pueda encontrar una oferta más atractiva de ellos es “La Chimenea”, un coqueto establecimiento de la calle Moreno de Mora. Los que seáis de comer, como es mi caso, podéis acercaros a dos sitios más que merecen una visita. Por un lado El Rincón de Juan (calle Méndez Núñez) con una buena carta de vinos y jamoncito interesante para acompañar. Otro sitio curioso el bar Finlandia, en la calle Castelar. Tienen tapas curiosas. Prueba el pulpo.

🕓 16.00 Excursión a Gibraltar

El peñón. Foto de www.visitgibraltar.gi

El peñón. Foto de www.visitgibraltar.gi

Gibraltar está al lado de La Línea y para reposar la comida no viene mal un paseo por esta especie de “parque temático”. Lo primero que hay que ver es su zona comercial, una calle bastante larga en la que parece que estas paseando por una ciudad inglesa. Hay tiendas variadas y resulta muy divertido el contraste.

🕔 17.00 Subida en funicular

tele

El teleférico. Foto de www.visitgibraltar.gi

En la parte trasera de Gibraltar, la que no se ve desde La Línea, hay un funicular que te lleva en pocos minutos hasta la parte más alta de la roca. Allí están los famosos monos, que es la parte anecdótica del asunto, pero lo que de verdad vale la pena son las vistas que hay desde lo alto, desde se contempla todo el Campo de Gibraltar.

🕕 18. Merienda japonesa

La japonesa de Moka. Foto: Cosasdecome

La japonesa de Moka. Foto: Cosasdecome

Otro nombre propio, la japonesa, un dulce típico de La Línea que se ha extendido a todo el Campo de Gibraltar. Hay varias pastelerías que lo elaboran: La pastelería Moka (Calle Rios Rosas) u Okay, que tiene varias pastelerías en el centro. Es una especie de berlina, un bollo, relleno de crema y frito. Está exquisito. Te lo puedes comer mientras paseas por la playa de Poniente o el puerto deportivo que está junto a ella.

🕖 19. Café señorial

El Café Modelo. Foto cedida por el establecimiento.

El Café Modelo. Foto de Cosasdecome.

En el centro de La Línea, en la calle Real, está el Café Modelo. El sitio llama la atención por el lujo de sus instalaciones al estilo de los grandes cafés del siglo XX. Las instalaciones actuales se pusieron en marcha a mediados del siglo XX y destaca una espectacular escalera que conduce al primer piso. Es un buen sitio para tomar un café o un helado. Tienen también pastelería propia.

Más información aquí.

🕗 20. Paseo costero

Volaores al sol. Foto: Cosasdecome

Volaores al sol. Foto: Cosasdecome

Junto a la playa de Levante están las ruinas del Fuerte de Santa Bárbara. Puede ser un buen punto de partida para luego visitar el puerto pesquero de La Atunara. Si es temporada (en agosto) se pueden ver los volaores, un pescado tradicional de la zona, secándose al sol, ya que se comen así, secos. Final de viaje en la playa de Sobrevela, la más alejada del casco antiguo y también la que permanece más “virgen”. Tiene casi dos kilómetros de largo y si el tiempo acompaña el paseo es agradable.

🕘 21. Gallinetas, mollas y pulpos

La ensalada mixta de los Hermanos Tomillero. Foto: Cosasdecome

La ensalada mixta de los Hermanos Tomillero. Foto: Cosasdecome

La cena es a base de pescado y en bares de barrio, nada de lujos, materia prima de la buena y hecha sin complicaciones, frituras, ensaladas y plancha a precios de esos que no rascan el bolsillo. El local menos conocido pero no por ello menos interesante es el bar freiduría Jardines, en la calle del mismo nombre. Salón decorado con motivos pesqueros y un pulpo encebollao de gran aplauso. La especialidad de la casa es la gallineta frita. Ya en el barrio de La Atunara, el barrio pesquero, los Hermanos Tomillero, de las mismas características, aunque más bullanguero. La ensalada mixta es un tesoro de la casa, muy lograda. Luego molla frita, un pescado de la zona de carne blanca. Están en la avenida Menéndez Pelayo. Tercera propuesta, el bar Salas, en la calle Cartagena. En la misma línea de pescados fritos. Famosos los chocos.

Para alojarse: El Ohtels Campo de Gibraltar es un establecimiento con cuatro estrellas con excelentes vistas. Además está cerca del centro de la ciudad.

Aquí la guía gastronómica de La Línea, al completo.

¿Quieres recorrer más ciudades en doce horas? Aquí las tienes

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome