Entran en la guía también Cataria de Chiclana, Casa Mané de Palmones y La Curiosidad de Mauro de Cádiz

 

No sólo hay estrellas en la Guía Michelín. Existen otras dos categorías, los ‘Bib gourmad’ y el Plato, las menciones que sierven para designar a los establecimientos que se destacan en la publicación por su calidad, aunque no tengan estrella. La Guía Michelín, además de ‘estrellar’ a Ángel León aún más de lo que estaba (leer más aquí), ha traído novedades para la provincia en ambas categorías.

Los bib gourmad, los establecimientos donde se come bien a un precio razonable (mejores relaciones calidad precio por menos de 35 euros), aumentan en número: entran Casa Paco de Chipiona (más sobre el establecimiento aquí), localidad que consigue así salir en la famosa guía, y La Condesa de Jerez (más datos aquí).

“En el mismísimo puerto deportivo, con los barcos y yates amarrados frente a su agradable terraza. Encontrará un interior de clásico ambiente marinero, jugando mucho con la madera y los tonos azules, así como una carta basada en el mejor producto de la lonja. Sencillo pero confortable”. Así han visto los inspectores de la guia roja el restaurante chipionero.

La Condesa es “un restaurante que sorprende tanto en lo estético, pues propone un transgresor juego entre los colores blanco y rojo, como en lo gastronómico, ya que plantea una cocina actual repleta de platos apetecibles, buenas intenciones y sabor. Confortable”. Ya estuvo en la guía años atrás, aunque como Plato, la sección que agrupa a la “cocina de calidad”.

Precisamente en ese epígrafe, hay nuevas incorporaciones gaditanas. Se trata de La Curiosidad de Mauro de Cádiz (más datos aquí), que ya había estado pero desapareció el año pasado, en plena mundanza de Puerto Real a Cádiz, y que la guía define como “restaurante de estética contemporánea que sorprende por su oferta culinaria, pues esta fusiona la cocina de otros países, sobre todo la de Sudamérica, con el producto local”; Cataria (más aquí) de Chiclana, que “tiene por piedra angular los productos de la lonja, por estandarte los pescados a la brasa y como gran referencia ¡el emblemático restaurante Elkano de Getaria”, y Casa Mané (más aquí) de Los Barrios (“Atractiva cabaña de madera ubicada al borde de la playa. Su especialidad son los pescados y mariscos, presentados en una barca-expositor refrigerada que hay en la misma sala. Sencillo pero confortable”).

En el lado de las malas noticias está la sorpresa con el restaurante La Carboná de Jerez, cuyo prestigio ha subido de forma notable en los últimos años. Sin embargo los inspectores de la guía le han retirado el “bib gourmand” que tenían, aunque siguen mentándolos como restaurante destacado en la guía. El jefe de cocina de La Carboná Javier Muñoz confirmaba la noticia y se mostraba triste por este hecho “aunque eso lo que hace es que nos pongamos más las pilas para recuperar esa mención destacada”.

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome