Una nueva empresa de dulces artesanos lleva cuatro meses trabajando en San Fernando para abastecer al sector de la alimenación y de la hostelería.

 

Se llaman Productos Artesanos La Familia, y son una empresa isleña que, en tan sólo cuatro meses, ha visto como su negocio de elaboración de postres caseros suma clientes por días. Entre sus recetas más demandadas están las natillas de Cuaresma, unas natillas con torrija incorporada.

El negocio está ubicado en la plaza de Camposoto, en el mismo lugar donde David Moreno Casal tenía ya una nave dedicada a la distribución. Y es que este fue su trabajo hasta hace poco. Tras veinte años dedicado a la distribución de la denominada quinta gama (alimentos ya preparados), tenía ganas de emprender en algo diferente y reconvirtió el espacio en un obrador. Así nació La Familia el 10 de diciembre de 2018.

Se trata, como su propio nombre indica, de un negocio familiar especializado en la confección de dulces. Sus primeras alegrías han venido de manos del arroz con leche y de la crema de yogur con tocino de cielo, así como con una receta original y de temporada, las natillas de Cuaresma, aunque tienen más variedad y también elaboran tartas. Los clientes han empezado a llegar del sector de la alimentación -a los que se surte en envase de aluminio- de la provincia, y ahora están empezando a surtir a la hostelería. A bares y restaurantes, los postres llegan en cazuelitas de barro. Desde la empresa están contentos: cada día suman uno o dos clientes nuevos.

Se puede contactar con esta empresa a través de sus redes sociales (ver aquí)

Suscríbete al boletín semanal de Cosasdecome